24 de agosto de 2011

tarta de galletas a la vainilla con cobertura milka

Una tarta riquísima que gusta a todo el mundo. Fresquita y dulce, perfecta para cumples, fiestas, para los peques... Y si es sólo para mayores, puedes darle un toquecito interesante añadiendo un chupito de licor café a la leche en la que mojas las galletas. Esta versión, además, tiene de original el tipo de galleta y la doble capa de la misma, que la hace algo más abizcochada; así como la cobetura de chocolate. Muy muy rica ^^

Ingredientes: 1 paquete grande de galletas Fontaneda Marbú Dorada, 1 litro y medio de leche, 4 cucharadas de esencia de vainilla, 4 huevos, 4 cucharadas soperas de azúcar, 4 cucharadas de maizena, 1 tableta de chocolate milka.

Preparación: También he subido la receta, paso a paso, en quehayenlanevera.com.

Para la crema de vainilla: de 1 litro de leche, separa un vaso y pon el resto al fuego. Bate los huevos con el azúcar y 3 cucharadas de vainilla. En el vaso de leche sobrante, disuelve la maizena. Cuando la leche comience a hervir, añade los huevos y remueve constantemente. Cuando hierva de nuevo, incorpora la leche con la maizena y deja cocinar unos minutos sin dejar de remover, preferiblemente con una cuchara de madera, hasta que se espese la crema.
La crema ha de usarse bien caliente para que moje las galletas, así que una vez preparada, ponte manos a la obra con la tarta: pon medio litro de leche en un plato junto con 1 cucharada de vainilla, y ve mojando las galletas para ir colocándolas en un molde desmontable redondo. Coloca una primera capa de galletas pegada al fondo y, a continuación pon otra capa de galletas encima colocando estas sobre los huecos que han quedado en la capa inferior.
Cubre las capas de galleta con bastante crema aún caliente. Repite la operación alternando 2 capas de galleta por 1 de crema hasta que ésta se acabe. Termina la tarta con una capa doble de galleta.
Funde el chocolate al baño maría y cubre la tarta con él, ayudándote si quieres con una espátula para alisar la superficie. También puedes añadirle mientras el chocolate aún está caliente unas virutillas de chocolate o adornar a tu gusto.
Guarda en la nevera unas horas. Al día siguiente esta tarta está más rica, porque la galleta se va integrando en la tarta y todo sabe mejor!

5 comentarios:

M.R.T.E dijo...

como te comentaba en el otro sitio es una tarta de las de siempre, que esta muy muy rica y ademas muy fácil de preparar. un saludo

Lola dijo...

Un clásico, pero ideal y siempre con éxito para cualquier celebración, yo la hago mucho y siempre pienso en ella, cuando quiero tener éxito y no complicarme la vida.
Besos. Lola

Inma- The chocolate pocket dijo...

Las tartas de galletas son lo más, cualquier excusa es buena para hacer y comerse una.
Me encanta conocer las variantes personales que hace cada uno. Con Vainilla y chocolate milka tiene que estar buenísima.
Besos.

iria dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
gallerquina dijo...

Sí, la tarta de galletas es esa clase de postre que nos acompaña toda la vida y, aunque en cada casa tienen sus variantes, todas están riquísimas jaja :)
Un beso a todas!!